Bienvenido al blog de Nuestras Fallas.


viernes, 15 de agosto de 2014

¿Por qué lloras?

Ni prosa, ni verso ni rima pero un cuento que puede haber sido verdad (o no)

"¿Por qué lloras?
¿Te dijeron que si salías del sector ya eras corte segura?

¿Por qué lloras?
Quizá tus amistades recientes te prometieron su colaboración.

El mundo fallero no siempre responde a estímulos habituales.
La verdadera esencia fallera no se prefabrica, se crea desde dentro.

¿Por que lloras?
Tu relación universitaria y de fiesta nocturna no te ha fallado.

Puede que lo que falle es que haya quien se permite el derecho de pernada fallero.
Puede que prometer cosas difíciles provoque situaciones difíciles (o imposibles).

Ha sido el primer paso que creías superado el que no ha acertado a sacarte.
¡Claro! Puede que alquilen piense que no era jurado de Junta y no se ha podido mover ficha. El camino no era el mas seguro.

Haber sido de la corte anterior y haber generado relaciones y confianzas
no permite que tu amiga te garantice que seas corte.

Incluso si esa relación le permite ser jurado permanente de confianza.
Incluso si ese estatus permite enjuiciar a algún medio sin conocer la realidad, o no querer verla.

¿Por qué lloras?
Puede que hayas despertado a la realidad de una promesa que nunca se debió de producir.

La enfermedad de los enchufes no siempre da un resultado positivo.
Igual alguien ha aplicado un antibiótico efectivo.

No llores.
No siempre que se pasa el sector se llega arriba.

Tampoco la promesa del sector garantiza nada.
A veces incluso es perjudicial.

No llores.
Has aceptado las reglas del juego antes de empezar y han dicho que tu no.

Piensa que si hubieras salido las palabras de alguien indiscreto estarían en boca de todos.
Aún así puede que estén en boca de muchos.

Pero como no has salido se han evaporado.
Y ha evitado momentos que no hubieras deseado.

Sonríe. Otras amigas de tu sector si que están arriba y tu has compartido con ellas un año.
Habéis sido hermanas durante el reinado y ahora tenéis que disfrutar todas juntas.

Rie. Las fallas siguen su camino.
Son la mejor fiesta del mundo para vosotras. Por eso tienes que reír y sonreír.

Has aprendido una lección que creo que no esperabas.
Pero esto también son las fallas.

No siempre esto funciona.
Te has dado cuenta ¿verdad?

Te dejo una pregunta:

¿Crees que esa enfermedad debe de ser erradicada?
Puede que tu punto de vista ahora sea distinto.

Yo creo que si. Haber sido corte y ser persona de confianza no debe de ser utilizado para promover promesas que luego puedan ser difíciles de cumplir."

(Esto es una historia totalmente inventada, cualquier parecido con la realidad es pura coincidencia)

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada